• Antes del pico de contagios, 36 camiones fueron en busca de containers para equipar un centro de aislamiento

    Antes del pico de contagios, 36 camiones fueron en busca de containers para equipar un centro de aislamiento

    Se trata de una segunda caravana solidaria para colaborar en la lucha contra el coronavirus. 34 empresas transportistas y 2 camiones del Ejército Argentino y la Fuerza Aérea Argentina viajaron hasta San Juan para traer insumos sanitarios. Serán utilizados para equipar el centro de aislamiento montado en el Apostadero Naval de Retiro.

    El Ministerio de Defensa de la Nación, liderado por Agustín Rossi, a través del jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, general Juan Martín Paleo, y la Subsecretaría de Planeamiento Operativo y Servicio Logístico de la Defensa, a cargo de Lucía del Carmen Kersul, solicitaron nuevamente la colaboración de la Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (FADEEAC) para buscar insumos donados a la provincia de San Juan, a 1450 kilómetros de la Capital Federal. Se trata de decenas de contenedores con módulos habitacionales, colchones, camas, frazadas y carpas para la atención primaria, que serán utilizados para seguir equipando al centro de aislamiento que está a cargo de las Fuerzas Armadas en el Apostadero Naval en la zona de Retiro. Previamente, FADEEAC había coordinado una primera caravana de 18 camiones que partió el 8 de abril pasado para buscar contenedores y cientos de colchones con el mismo destino. Con esta segunda caravana, ya se movilizaron en total 54 camiones.

    La caravana, de 4 kilómetro de largo, partió durante la madrugada del viernes 22 de mayo desde el predio que posee FADEEAC en Escobar. Por los protocolos dispuestos por la gobernación de San Luis no pudieron hacer noche en esa provincia, como estaba previsto, por lo que tuvieron que modificar el recorrido y pernoctar en Vicuña Mackenna, en la provincia de Córdoba. El jueves 27 de mayo lograron finalizar la carga de los 36 camiones, y comenzar el regreso desde la mina Veladero, en el noroeste de la provincia de San Juan, hacia Buenos Aires.

    “En esta segunda ocasión, fuimos 34 camiones manejados por civiles y 2 camiones que estuvieron a cargo del Ejército y la Fuerza Aérea. Es un honor haber hecho equipo con nuestras fuerzas armadas que nos cuidaron y nos siguen cuidando desde distintos puntos del país. Agradezco al capitán Lancellotti, al capitán Vaca y a todo el regimiento de San Juan por haber puesto todos sus recursos para que esta caravana saliera bien”, sostuvo Walter Bo, uno de los choferes que coordinó la iniciativa e integrante de la comisión directiva de FADEEAC. Por otro lado, Bo agregó: “Cuando ingresamos al Apostadero Naval este 31 de mayo y vimos cómo esa carga inicial que trajimos en la primera caravana se había transformado en hospital fue una emoción muy grande, una sensación de tarea cumplida, aunque sepamos que no es grata la finalidad con la que será utilizada; ojalá no tenga que utilizarse”.

    Un momento especial se vivió, según describieron varios de los transportistas, el pasado 25 de mayo, cuando ya arribados a San Juan, conmemoraron la fecha patria junto al Estado Mayor Conjunto con sus tres fuerzas: Ejército Argentino, Armada Argentina y Fuerza Aérea Argentina. Los 36 camiones se alinearon en forma de abanico, la bandera argentina fue izada desde una hidro grúa de la Fuerza Aérea, y tras cantar el himno nacional, se gritaron 3 ¡Viva la Patria!

    “Uno suele pasar el 25 de mayo viajando, yendo de un lugar a otro, como si fuese un día más, pero lo vivimos de otra manera, de una manera muy linda y emocionante junto a las fuerzas armadas”, expresó César Cardoni, uno de los choferes que integró la caravana y que trabaja en las empresa de transporte José Moretta. En la misma línea se expresó Mauricio Ferreiro, de la empresa Transporte Moreiro, y quien también participó de la primera caravana: “En estos 11 días de caravana, hubo varios momentos lindos, pero este 25 de mayo fue emocionante al cantar el himno junto con nuestras fuerzas armadas. Eso, sumado al apoyo que recibimos en la ruta de la gente, fue muy importante; es emocionante saber que hay personas que apoyan lo que uno hace”.

    La caravana ingresó durante la mañana del domingo 31 de mayo al Puerto de Buenos Aires en el Apostadero Naval y descargó la totalidad de los insumos que serán utilizados por las fuerzas armadas para seguir equipando el centro de aislamiento.