• Luego de 2 años, el 2020 será el año con menor aumento de costos e inflación

    Con una fuerte caída de la actividad económica como consecuencia de la pandemia, según FADEEAC la tendencia a la desaceleración de los costos del transporte y los precios se mantendrá de no haber cambios abruptos en la política cambiaria y en el mercado mundial de hidrocarburos.

    Según un análisis del Departamento de Estudios Económicos y Costos de la Federación Argentina de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (FADEEAC), se pronostica una desaceleración de los costos del transporte de cargas y la inflación para este año, teniendo en cuenta la evolución de ambos indicadores en 2018 y en 2019. En el primer semestre del año, el Índice de Costos FADEEAC (ICTF) fue de 9,7%, mientras que el Índice de Precios al Consumidor (IPC) fue de 13,6%. En cambio en 2018, el ICTF fue del 61,5%, valor récord desde 2002, y la inflación del 47,6%. Por su parte, mientras que en 2019 el ICTF fue de 46,9 %, la inflación fue de 53,8%, cifra récord desde 1991.

    Por otro lado, durante este año, y a nivel mensual, la desaceleración fue notable en el ICTF, donde esa tendencia a la baja se registró durante los últimos 3 meses: 0,64% para junio y 1,3% y 1,7% para mayo y abril, respectivamente. En el caso de la IPC, tuvo un aumento de 2,2% en el mes de junio, pero valores menores al 2% durante mayo y abril (1,5% en ambos casos). Los precios mayoristas, por su parte, marcaron la suba más alta del mes de junio con un incremento de 3,7 % y un aumento acumulado para el primer semestre del 6,4%.

    Según el Departamento de Estudios Económicos y Costos de FADEEAC se proyecta que se mantendrá la tendencia a la desaceleración de ambos indicadores de no mediar grandes cambios en la política cambiaria y en el mercado mundial de hidrocarburos. Y, también, como una consecuencia de una importante contracción de la actividad del transporte de cargas a raíz de la pandemia. Caída de la actividad que, según las estimaciones de la federación, hará que desaparezcan entre el 25 y el 30% de las empresas al concluir la pandemia.

    En lo que respecta al transporte de cargas, en este primer semestre lideraron los incrementos de costos las patentes (57,9%), gastos generales (31,7%), personal (21,5%) y neumáticos (21,1%), de importante aumento en los últimos dos meses. Por el lado de los rubros que componen las dos terceras partes de la estructura de costos del transporte, personal ha traccionado en mayor medida el aumento general de costos, en tanto que la estabilidad del combustible en el primer semestre ha contribuido a moderar un mayor incremento del ICTF.

    Una consideración especial merece el combustible, dado que la postergación de aumentos en el gasoil al cierre del año 2019 tras el semi congelamiento de precios entre agosto y noviembre de 2019 (DNU 566/2019) recortaron mayores alzas de costos tanto en diciembre de ese año como en el primer trimestre de 2020. Por su parte, la histórica caída de los precios internacionales del petróleo desde la irrupción del coronavirus dio lugar en el segundo trimestre al establecimiento del barril criollo, que establece un precio sostén de 45 dólares para la producción y comercialización de petróleo en el mercado interno (Decreto 488/2020). La recuperación de los precios internacionales desde mediados de junio implica que dicho precio sostén se encuentre cercano a los actuales valores del Brent, referencia que toma Argentina para el precio del combustible.

    Por el lado del IPC, con un aumento acumulado de 13,6% en el primer semestre de 2020 se destacan, entre los rubros de mayor incidencia en la inflación, prendas de vestir y calzado (25,5%), recreación y cultura (20,1%) y alimentos y bebidas (17,2%), marcando una diferencia de casi 9 puntos menos con relación al registro de inflación del primer semestre de 2019 (22,4%).

     

    Para leer el informe completo, hacer click aquí